Cierre del aeródromo de San Justo

Se cerró el aeródromo de San Justo
Inaugurado el 13 de Enero 1908


NOTAM

C1624/2010

SAN JUSTO/AEROCLUB ARGENTINO
(JUS)

Desde: 2010-05-28 16:09:00
Hasta: 2010-08-28 23:59:00

AD CLSD


Opinión de un lector del blog, que he elegido porque a mi criterio es muy clara sobre porque la ANAC posiblemente decidió cerrar dicho aeródromo. La comparto con todos ustedes.

Comienza así:

Voy a dar mi opinión al respecto y estoy seguro que no va a ser del agrado de muchos, pero estoy convencido que tanto San Justo como La Matanza deberían cerrarse.


Actualmente ambos espacios aéreos son fundamentales para las operaciones del Aeropuerto de Ezeiza, ya que se encuentran dentro de un radio de entre 5 y 10 NM de este, entre el NW y NE restringindiendo sobremanera la libre circulación de las aeronaves (actualmente de gran porte como el A340 – B747 y otros) que circulan hacia la RWY 17 o 29 y las que despegan de la RWY 35 o 29, también porque como ya lo hemos planteado en varias oportunidades la operación irresponsable de pilotos que operan en esos aeródromos ha convertido la CTR de Ezeiza en un espacio peligroso para la navegación aérea debido a las reiteradas faltas cometidas al abandonar esos espacios aéreos sin comunicación y fuera de lo normado.

Soy conciente que un cambio de esta magnitud es dificil de aceptar, pero la CTR de Ezeiza actualmente es un espacio altamente congestionado y creo que deben implementarse medidas para evitar poner en peligro a las miles y miles de personas que operan en su espacio. Ya sucedió con Don Torcuato y aunque hubo la misma resistencia que en este caso, a varios años del cierre de ese aeródromo las aguas se calmaron y el tránsito pudo encausarse sin mayores problemas en San Fernando y otros aledaños, creo que en nuestro caso esto va a traer beneficios aparejados a las operaciones de Morón, Palomar y Moreno. Respeto la opinión de los pilotos que operan en San Justo pero esta es mi humilde opinión al respecto.


Autor: Esteban Mendoza

Trabajos realizados para clausurar las pistas y que no puedan ser utilizadas






Artículo del diario La Prensa del año 1958